¡Invasión de palomas a la vista!

Todos los días podemos ver a gente alimentando a estas aves urbanas que invaden calles y plazas de las ciudades, pero ¿son estas personas conscientes de los estragos que una plaga de estas características puede hacer en los edificios y en la salud del ser humano?

A menudo nos llaman administradores de fincas y edificios desesperados para consultarnos. No hay que esperar a que los problemas vayan a más y lo mejor es consultar a empresas de plagas en Barcelona, como la nuestra, que ofrezcan soluciones eficaces y a medida.

¡Símbolos de la paz, mensajeras, ratas del cielo, zuritas, tórtolas… son tantos los calificativos y sobrenombres utilizados para designar a las palomas!

Su presencia como su fama acumula tantos adeptos como detractores, pero lo cierto es que su aparición constante y en tropel conlleva multitud de problemas.

En este post vamos a destacar dos factores a tener en cuenta por los que es importante ahuyentar a estas aves.

Daños que pueden ocasionar las plagas de palomas

En edificios:

La estructura de los inmuebles se ve afectada debido a su aposentamiento en distintos lugares como tejados, cornisas, vigas y aleros, balcones y repisas de ventanas, equipos de aire acondicionado, chimeneas, etc.

Sus heces y residuos fecales son muy nocivos para la salud estructural de un edificio, necesitando de una continua reforma y mejora de los elementos afectados.

El deterioro estético es notable a simple vista, pero el estructural avanza silenciosamente e igualmente provoca que se tengan que renovar: elementos como canalones atascados, pintura de fachadas, oxidación de metales, etc.

En las personas:

A su favor, hay que decir que es necesario un contacto directo con el animal para que derive en una enfermedad grave.

Eso sí, no nos hacemos una idea de la fuente de problemas de salud que puede constituir una plaga de aves como la de las palomas.

Se pueden contabilizar hasta cuatro tipos de males relacionados estrechamente con este animal: salmonelosis, psitacosis o clamidosis, alveolitis alérgica o criptococosis.

Las consecuencias para el ser humano pueden derivar en enfermedades que supongan neumonía, infección pulmonar, meningitis, alergia o, incluso, hipersensibilidad a las plumas.

Si en tu edificio o comunidad hay problemas con una plaga de palomas, estás a tiempo de recurrir a nuestros servicios profesionales.

En Sedesa somos expertos en combatir virus y bacterias de todo tipo y principalmente, aquellos provocados por una plaga de animales como esta.

Debes saber que como compañía responsable utilizamos métodos eficaces para el control de aves sin poner en riesgo el medio ambiente u otras especies de animales.

Contacta con nosotros para que evaluemos los daños causados por una plaga de aves en tu edificio. Pídenos información y presupuesto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *